Oftalmología pediátrica

Errores Refractivos en niños (Miopía y Astigmatismo)

Estos errores refractivos son hereditarios y se descubren a menudo en los niños cuando tienen entre 8 y 12 años de edad. A medida que el niño empieza su desarrollo, durante la adolescencia es dónde su cuerpo crece rápidamente y la medida de miopía puede se puede incrementar. Durante los siguientes años, por lo general no hay muchos cambios, porque el cuerpo completa su desarrollo.

Estrabismo

El estrabismo es un problema visual en el cual los ojos no estén alineados correctamente y apuntan en diferentes direcciones. Se puede presentar los casos en los cuales un ojo puede mirar hacia delante y el otro hacia adentro, hacia arriba o hacia abajo, o que el giro del ojo puede ser consistente o inconsistente. Esta alineación se puede alternar de un ojo al otro.

Algunos pacientes pueden desarrollar este trastorno debido a que poseen una predisposición de origen hereditario o una alteración de los músculos del ojo motivado por infecciones, tumores o traumatismos.

El estrabismo se puede corregir con un tratamiento médico o con una cirugía.

Ambliopía

Este trastorno también se conoce comúnmente como “Ojo perezoso”, usualmente se presenta en los niños y se trata de una mala comunicación entre el cerebro y los ojos, haciendo que el cerebro le de preferencia a uno de ellos generando que el otro se vea afectado.

Para tener un desarrollo visual normal, es importante que ambos ojos tengan una visión equitativa. Si un niño presenta Ambliopía, su visión no se desarrollará normalmente, y este transtorno sólo se puede corregir hasta los 9 años, de lo contrario, este problema será permanente.